Corpus Christi, Texas | Nuestra Comunidad, Nuestras Noticias

Guía de seguridad de huracanes

¿Qué es un huracán?

Un huracán es un tipo de ciclón tropical, el término genérico de un sistema de baja presión que generalmente se forma en el trópico. Un ciclón típico está acompañado de tormentas eléctricas, y en el Hemisferio Norte, por una circulación de vientos en sentido contrario a las agujas del reloj cerca de la superficie de la tierra.

Todas las áreas costeras del Atlántico y del Golfo de México están sujetas a los huracanes o a las tormentas tropicales. Partes del suroeste de los Estados Unidos y de la costa del Pacífico experimentan fuertes lluvias e inundaciones cada año por los huracanes generados a poca distancia de México. La temporada de huracanes del Atlántico dura desde junio a noviembre, el punto máximo de la temporada es desde mediados de agosto hasta finales de octubre.

Los huracanes pueden causar daño catastrófico a las costas y varios cientos de millas tierra adentro. Los vientos pueden exceder 155 millas por hora. Los huracanes y las tormentas tropicales también pueden generar tornados y microrráfagas (microbursts), crear oleajes de tormenta por toda la costa y causar daño considerable debido a la fuerte lluvia.

Los huracanes están clasificados en cinco categorías basado en la velocidad del viento, presión central y posible daño (consulta el gráfico). Los huracanes de Categoría tres y mayor se consideran huracanes de mayor importancia, aunque las Categorías uno y dos son todavía extremadamente peligrosos y merecen toda tu atención.

Escala de Huracanes Saffir-Simpson

Número en la Escala
(Categoría)
Vientos Sostenidos
(MPH)
Daños Marejadas
1 74-95 Mínimos: Casas móviles sin fijar, vegetación y rótulos. 4-5 pies
2 96-110 Moderados: Todas las casas móviles, techos, embarcaciones pequeñas, inundaciones. 6-8 pies
3 111-129 Extensos: Edificios pequeños, carreteras a bajo nivel arrasadas por el agua. 9-12 pies
4 130-156 Extremos: Techos destruidos, árboles caídos, calles arrasadas por el agua, casas móviles destruidas. Casas de playa inundadas. 13-18 pies
5 >157 Catastróficos: La mayoría de los edificios destruidos. Vegetación destruida. Carreteras principales bajo agua. Hogares inundados. >18 pie

Formulario del Plan de Emergencia

Tarjetas de Cartera de Emergencia

Lista de control de suministros
Antes de un huracán

Para prepararte para un huracán, deberás tomar las siguientes medidas:

  • Haz planes para asegurar tu propiedad. Las contra ventanas permanentes ofrecen la mejor protección para las ventanas. Una segunda opción es poner tablones de madera contrachapada marina de 5/8″ en las ventanas, cortadas a la medida y listas para instalar. La cinta adhesiva no evita que se rompan las ventanas.
  • Instala correas o ganchos adicionales para asegurar bien el techo al marco de la estructura. Esto reducirá el daño al techo.
  • Asegúrate de que los árboles y arbustos alrededor de la casa estén bien podados.
  • Desaloja los conductos de desagüe y los bajantes del techo tapados y afiánzalos.
  • Determina cómo y dónde asegurar tu bote.
  • Piensa en construir un cuarto seguro.

Durante un huracán

Si hay probabilidad de un huracán en tu área, tú debes:

  • Escuchar la radio o la televisión para información.
  • Asegurar tu casa, cerrar las contra ventanas y asegurar los objetos de afuera o traerlos al interior.
  • Desconectar los servicios públicos si dan instrucciones de hacerlo. De otra forma, poner el termostato del refrigerador a la temperatura más fría y mantener la puerta cerrada.
  • Cerrar los tanques de gas propano.
  • Evitar usar el teléfono, excepto para emergencias serias.
  • Poner amarres al bote si el tiempo lo permite.
  • Asegurarte de tener un suministro de agua para propósitos sanitarios como limpiar y jalar los inodoros. Llena las tinas de baño y demás recipientes grandes con agua.

Deberás evacuar bajo las siguientes condiciones:

  • Si las autoridades locales te lo indican. Asegúrate de que sigas sus instrucciones.
  • Si vives en una casa móvil o en una estructura temporal -dichos refugios son singularmente peligrosos durante los huracanes no importa qué tan bien asegurados estén en el suelo.
  • Si vives en un edificio alto -los vientos huracanados son más fuertes en altas elevaciones.
  • Si vives en la costa, en tierras propensas a la inundación durante crecidas, cerca de un río o tierra adentro en vía fluvial.
  • Si sientes que corres peligro.

Si no te es posible evacuar, ve a un cuarto seguro. Si no tienes uno, sigue estas pautas:

  • Quédate adentro durante el huracán y aléjate de las ventanas y puertas de vidrio.
  • Cierra todas las puertas de adentro -asegura y pon refuerzos a las puertas del exterior.
  • Ten las cortinas y las persianas cerradas. No te dejes engañar si hay una pausa; pudiera ser el ojo de la tormenta -los vientos pueden ponerse fuertes de nuevo.
  • Refúgiate en un cuarto pequeño del interior, un closet o un pasillo en el nivel más bajo.
  • Recuéstate en el piso bajo una mesa u otro objeto resistente.

Para obtener más información relacionada a los huracanes, visita:
http://www.dshs.state.tx.us/preparedness/hurricanes_span.shtm
http://www.ready.gov/es/huracanes

 

Ackmann Dickenson

Ackmann Dickenson

Scroll to top
Skip to content